Rolex es a los relojes de alta gama lo que Ferrari a los coches deportivos, su máximo referente. Cuando pensamos en relojes de alta gama o en relojes de lujo, la primera marca que nos viene siempre a la cabeza es Rolex. La firma Suiza nace en 1905 de la mano de Hans Wilsdorf. Más de 100 años después Rolex es conocida mundialmente por su calidad y precisión. En WatchesNorte conocemos  lo que buscan los amantes de los relojes de alta gama, y por eso siempre tenemos a vuestra disposición una amplia colección de relojes Rolex en nuestra tienda online. Tanto relojes de alta gama de nuevas colecciones como relojes usados y vintage.

Rolex - Colección de relojes nuevos (2019)

Rolex - Colección de relojes usados / vintage

Podéis seguirnos en las redes sociales en Facebook, Instagram y Twitter.


En el año 2010 Rolex presenta el nuevo Rolex Submariner con la referencia 116610LV (también conocido como Rolex Submariner Hulk). Rápidamente conquisto a los amantes de la relojería de todo el mundo. Pero, ¿a qué se debe el gran éxito de este reloj? En pocas palabras, el Rolex Submariner Hulk es un verdadero clásico moderno con más de cincuenta años de historia detrás. Los coleccionistas lo aman. Los entusiastas lo aman. A las personas que normalmente no usan relojes les encanta. Además, es un Rolex.

Vamos a explorar el Rolex Submariner Hulk sumergiéndonos en su historia. La gama en sí misma no solo representa la mejor forma y funcionalidad, sino que la Referencia 116610LV en particular trasciende las simples palabras, logrando algo similar al estado de mito moderno. Sigue leyendo para ver cómo surgió este impresionante reloj y por qué la gente lo adora.

Rolex Submariner Hulk

Rolex Submariner Hulk

Historia del submarino Rolex Hulk

El Rolex Submariner Hulk tuvo una gran cantidad de predecesores, la mayoría de ellos también conocidos por su construcción robusta, características premium y diseños llamativos. Toda la gama Submariner comparten algunas especificaciones básicas, como una carcasa resistente al agua con corona atornillada y un movimiento automático de alta calidad.

En 1953, al buzo experimentado (y miembro de la junta directiva de Rolex) René-Paul Jeanneret se le ocurrió la idea de crear un reloj que pudiera funcionar bajo el agua mientras conserva los puntos de referencia estéticos de un reloj sofisticado y cotidiano. El reloj se distinguiría de modelos similares resistentes al agua al ser un verdadero reloj de buceo, capaz de sobrevivir a las inmersiones en aguas profundas. Para ayudar a lograr su objetivo, el reloj se basaría en el diseño y construcción de los relojes de buceo de Panerai, ya que Panerai era una subsidiaria de Rolex en aquel momento. El fundador de Rolex, Hans Wilsdorf, estuvo inmediatamente de acuerdo con la idea.

Pruebas de inmersión

Para garantizar el máximo nivel de calidad, Rolex consultó con el famoso buzo Jacques-Yves Cousteau. Se hicieron extensas pruebas con el reloj. En un caso, Rolex conectó su nuevo reloj de buceo al casco de un submarino que se sumergió 3.100 metros debajo de la superficie del océano. Después de que el submarino regresara a superficie, Wilsdorf se alegró al descubrir que el reloj aún estaba intacto y funcional.

En la feria de Basilea de 1954, junto a un letrero que decía “Submariner – el amigo del buzo” había un hermoso reloj de pulsera con una esfera negra mate, agujas luminosas y un bisel giratorio. Resistente al agua hasta 100 metros, el reloj empleó una corona atornillada a través de la ingeniería Twinlock.

Ese mismo año, Rolex lanzó tres modelos diferentes de Submariner. En la parte superior de la línea estaba la Referencia 6200, que promocionaba el movimiento de calibre automático y la resistencia al agua hasta 200 metros. Todo el rango fue un éxito y Rolex tenía un nuevo caballo ganador en sus manos. En los años siguientes, la marca incorporaría protectores de corona y biseles omnidireccionales, experimentaría con nuevos materiales, mejoraría el movimiento, modificaría el diseño, pondría el nombre de “Submariner” en la esfera y evolucionaría en general. Luego, en 2010, se introdujo un nuevo modelo: Referencia 116610LV. Con un bisel verde de Cerachrom, pesadas orejeras y un nuevo brazalete, el reloj se denominó rápidamente Rolex Submariner Hulk.

Rolex Submariner Hulk

Rolex Submariner Hulk

Por qué la gente ama a Rolex Submariner Hulk

El Rolex Submariner Hulk es un reloj que es profundamente versátil y a su vez, rotundamente elegante. Por lo tanto, no es de extrañar que los coleccionistas y entusiastas simplemente adoren este legendario reloj. Para empezar, les encanta el distintivo color verde en el bisel unidireccional del reloj y la esfera robusta. No solo es que el color sea llamativo en sí mismo, sino que, dependiendo de la iluminación, pasa del verde brillante a un verde oscuro. Agregando un toque de contraste están los marcadores de hora luminiscentes con ribete verde. Esos marcadores fueron construidos con oro de 18 quilates para retener mejor su brillo.

Pero el Rolex Submariner Hulk es mucho más que su combinación de colores. Por ejemplo, la caja del reloj está hecha de acero inoxidable 904L súper duradero, el mismo tipo utilizado en la industria aeroespacial. Haciendo alarde de niveles similares de robustez y estilo es el cómodo brazalete Oyster, que se ajusta mediante un cierre Glidelock, lo que permite realizar ajustes sin necesidad de herramientas. La alimentación del reloj es del calibre 3135, un movimiento mecánico automático (construido internamente) con una reserva de marcha de 48 horas. A eso se unen los pilares principales de Submariner, como el sistema impermeable Triplock y la protección de la corona. Hablando de impermeabilidad, este reloj puede sumergirse hasta 300 metros sin perder su funcionalidad. Todo esto junto hace del Rolex Submariner Hulk una obra maestra, con la aclamación y la mística para demostrarlo.

Podéis seguirnos en las redes sociales en Facebook, Instagram y Twitter.

Fuente: Manofmany


Rafa Nadal no es el único deportista que puede presumir de tener su propio Richard Mille. La prestigiosa casa suiza ha creado para Iceman, el apodo como se conoce al piloto finlandés Räikkönen en el circuito, una pieza a la altura de su carisma. Destaca por su impactante imagen y mínimo peso. Eso sí, su precio no es apto para tacaños.

No hay país más que sienta más pasión por la Alta Relojería que Singapur, así que nada mejor que aprovechar la reciente celebración de su Gran Premio de Automovilismo para presentar las piezas más deseadas del mercado. Así ocurrió el pasado 18 de septiembre en el trazado de su circuito urbano cuando Richard Mille mostró por primera vez la edición dedicada a Kimi Räikkönen que ha hecho bajo el nombre de RM 50-04.

Todo el mundo está de acuerdo con que Räikkönen es un piloto fuera de lo normal. Lo es por longevidad (ha cumplido 39 años y durante su trayectoria ha disputado más de trescientos premios), pero también por su calidad contrastada (campeón del mundo en 2007 y ganador de más de una veintena de carreras) y, por supuesto, por su excéntrica personalidad; la cual le ha llevado a reconocer, sin ningún rubor, haber pasado dos semanas completamente bebido entre dos grandes premios, o su tendencia a no hacer caso a las órdenes de equipo que recibe durante la carrera.

Richard Mille RM 50-04 - Kimi Räikkönen

Richard Mille RM 50-04 – Kimi Räikkönen

Tampoco el RM 50-04 es un reloj normal. Le va mucho mejor la definición de extraordinario. Su creación prolonga la tradición de cronógrafo manuales que ayudaron a labrar su imagen de firma de altas prestaciones a comienzos de entre siglo. Muchas de las características ya las encontrábamos en el “prehistórico” modelo RM 004 y, por supuesto, también aparecen en las dos ediciones previas que se han lanzado del RM 50 dedicadas a Airbus Corporate Jets y la escudería McLaren.

Hablamos de un reloj equipado con tourbillon, cronógrafo ratrapante, indicador de par y selector de función. A estas prestaciones hay que sumar el uso de materiales tecnológicos para reducir el peso hasta extremos inverosímiles. Por ejemplo, el mecanismo apenas pesa 7 gramos gracias a que sus puentes y platina están realizados con titanio y carbono. La casa calcula que el mecanismo del RM 50-04 está preparado para resistir golpes con una intensidad de 5.000 G; algo muy útil si pensamos la tremenda fuerza que soporta un reloj en la muñeca de un piloto de Fórmula 1.

Richard Mille RM 50-04 - Kimi Räikkönen

Richard Mille RM 50-04 – Kimi Räikkönen

En cuanto a la caja, tanto el frente como el fondo están fabricados con cuarzo TPT. Es una material que comparte igual sistema de construcción que el carbono, con la diferencia de que puede colorearse a discreción. Una cualidad que ha sido aprovechada por los creativos de la caja para escoger el mismo tono de blanco que lucen los monoplazas de Alfa Romeo, la escudería en la que actualmente pilota Räikkönen.

El RM 50-04 sale al mercado en edición limitada de 30 ejemplares, con un precio que ronda los 950.000 euros dependiendo del cambio del momento. Ya podemos asegurar que no será la última pieza de la firma relacionada con la Fórmula 1. Al fin y al cabo, Richard Mille, por minoritaria que parezca, es la marca con mayor presencia en el campeonato. Además de colaborar con la citada Alfa Romeo, las firma relojera también es patrocinadora de las escuderías McLaren y Haas.

Podéis seguirnos en las redes sociales en Facebook, Instagram y Twitter.

Fuente de la noticia: Expansión


Omega y James Bond

Omega y James Bond

En las películas del espía James Bond los relojes del agente secreto cobran, en la mayoría de las películas, una gran importancia. Disponen de todo tipo de gadget y sacan de mas de un apuro al pobre James.

Hoy en día asociamos los relojes de la marca Omega con el famoso espía. En concreto con los diferentes modelos del Omega Seamaster que ha usado en sus películas. Pero esto no fue siempre así. James Bond ha usado a lo largo de sus películas, relojes de la marca Rolex, Breitling, Seiko, Tag Heuer y finalmente la marca con la que identificamos a día de hoy a James Bond: Omega.

¿Pero como ha sido todo este proceso?

Ian Fleming, creador de las novelas de James Bond, fue un amante de los relojes de la marca Rolex, y esta pasión quedo reflejada en sus novelas donde el espía también utilizaba relojes de la marca Rolex. Aunque Rolex, nunca aprovecho demasiado el hecho de que en las películas James Bond usara relojes Rolex.

En estas primeras películas los relojes no adquieren mayor importancia, y el espía usa relojes de otras marcas como Breitling, aunque siempre vuelve a Rolex como reloj principal. Tanto es así que en varias películas ni se menciona ni se ven los relojes que usa el espía. Y es aquí, en la década de los setenta, cuando hace su aparición el agente Q para dotar a los relojes de Bond de los gadgets mas sorprendentes.

Sean Connery había dejado el papel en favor de un Roger Moore que, en la mayoría de sus películas utilizo relojes Seiko digitales. En la época de Moore los relojes comienzan a ganar un gran protagonismo debido a sus gadgets. Los relojes que usa James Bond pasan a tener gran repercusión y a generar muchas ventas.

Después de Roger Moore llego el momento para Timothy Dalton y los relojes vuelven a pasar a un segundo plano. Los relojes apenas tienen protagonismo y por algún motivo se deja de usar relojes de la marca Seiko. Por primera vez se usa un reloj de la marca Tag Heuer. Aunque solo fue en la primera película de Dalton, ya que para la siguiente vuelven a usar un Rolex Submariner.

Las películas de Dalton pasaron sin pena ni gloria, y en 1995 se renueva la ‘marca’ James Bond y las películas del espía vuelven al primer plano con la contratación de Pierce Brosnan.

Omega Seamaster

Omega Seamaster

Omega Seamaster

Y es aquí cuando Omega hace su aparición. Lindy Hemming, diseñadora de vestuario y ganadora del Oscar, fue la responsable de elegir el nuevo reloj.

Yo luché para que Bond usara un Omega porque quería cambiar a un reloj que sentía que era apropiado para que un comandante naval [británico] usara. Mi padre había estado en la RAF, pero era amable con los hombres de la Armada y recuerdo mucho a un niño que nos visitaba a menudo, y él siempre llevaba este Omega, algo que me fascinó. Su diseño inusualmente deportivo parecía estar construido para el propósito”

A partir de este momento, el Omega Seamaster pasa a ser el reloj oficial del espía Británico. Tanto es asi que tras el reboot de la saga y la contratación de Daniel Craig como James Bond, se continua con esta relación y los relojes James Bond adquieren una nueva dimensión.

Omega Seamaster James Bond 007

Omega Seamaster James Bond 007

A día de hoy, la identificación de la maca Omega con el espía Británico es tan fuerte que parece que James Bond siempre haya usado relojes Omega Seamaster.

Podéis seguirnos en las redes sociales en Facebook, Instagram y Twitter.


Los huecos que hay entre los cojines de los sofás son como agujeros negros. Sin darnos cuenta ahí se van acumulando todo tipo de objetos que se escurren de los bolsillos de los inquilinos de la vivienda. En ocasiones esos objetos se recuperan al momento, pero hay veces que se quedan ahí durante mucho tiempo. Una mujer de Canadá compró un sofá de segunda mano por 25 dólares y al cabo de cuatro años de tenerlo en casa encontró un reloj entre sus cojines. Pero no era un reloj cualquiera.

De primeras, a la mujer (cuya identidad no ha trascendido) le extrañó que el reloj llevase la palabra Rolex escrita en la esfera. Le preguntó a su padre, de 92 años, si el reloj era suyo. Este le contestó: “por supuesto que no es mío, sabes de sobras que no me puedo permitir un Rolex”. Fue entonces cuando la mujer decidió indagar más sobre el reloj. Una de las cosas que más le llamó la atención era que el diseño era algo distinto al de los Rolex convencionales y que parecía ser un modelo Daytona.

Un Rolex muy exclusivo

La mujer se puso en contacto con Paul Altieri, un famoso coleccionista de relojes y fundador de la firma californiana Bob’s Watches. Le explicó que sospechaba que el modelo que tenía en sus manos era un Rolex Daytona 6241 Paul Newman. Altieri no daba crédito: el Daytona Paul Newman es uno de los relojes más exclusivos y caros que existen en el mercado. La mujer le explicó que cuando lo encontró se puso en contacto con la tienda de segunda mano en la que había comprado el reloj. Sin embargo, al ser una tienda de segunda mano y al haber transcurrido un tiempo considerable,  fue imposible localizar al antiguo propietario.

Altieri se ofreció a inspeccionar el reloj, pero la mujer no se atrevió a mandarlo por correo y le dijo que no podía permitirse un viaje hasta la sede de Bob’s Watches. Entonces uno de los asesores de Altieri viajó hasta el domicilio de la mujer y allí pudo corroborar que se trataba de un Daytona Paul Newman original, valorado en 250.000 dólares.

Rolex Daytona 6241 Paul Newman

Rolex Daytona 6241 Paul Newman

Rolex Daytona 6241 Paul Newman de 1968

Rolex fabricó este modelo de 1966 a 1969. Durante este corto período de tres años, se fabricaron menos de 3.000 piezas del 6241 y sólo un pequeño porcentaje de ellas estaban equipadas con la “esfera exótica” (que más tarde sería apodada la esfera de Paul Newman). Como con todos los coleccionables, la rareza y la popularidad en el mercado son atributos de mucho peso cuando se trata de relojes de época, y el Paul Newman Daytona 6241 cuenta con una combinación de ambos. En 2017 alguien adquirió en una subasta el reloj original de Paul Newman por más de 15 millones de dólares.

Podéis seguirnos en las redes sociales en Facebook, Instagram y Twitter.

Fuente de la noticia: La Vanguardia